Ese balneario uruguayo ya tiene éxito hace mucho tiempo entre los vecinos argentinos y brasileños, además de ser el preferido de los propios uruguayos. Pero hace un tiempo Punta del Este atrae, cada vez más, extranjeros de partes más distantes del mundo y no es para menos. La playa es más salvaje y de aguas más oscuras, los pampas y las estancias allí cerca son bellas. La gastronomía local, las viñas, los diferentes barrios de personalidad propia y la costanera que invita a largas caminadas…todo en Punta, así llamada por los íntimos, conspira para deliciosas vacaciones. ¡Sea su preferencia por movida o por descanso, mire lo que tenemos para sugerir!

Donde Quedar

Caso usted quiera disfrutar de los restaurantes, tiendas y playas, y quizás una movida, o compritas, las regiones que más recomendamos son las que se extienden por las playas Brava y Mansa, siendo la primera la nuestra preferida por sus amplias y sinuosas calles arboladas, cercadas por lindas casas, una región más diferenciada con óptimos restaurantes y playas menos llenas. Pero caso lo que busque sea algo bien más rustico y relajado, el ideal sea hospedarse más próximo de Manantiales o José Ignacio – ese último técnicamente ya es una pequeña ciudad, pero pegada a Punta. Incluso caso pueda ir a Punta una o dos semanas antes o después de la altísima temporada, usted será sorprendido por las diarias muy atractivas.